EUROLIGA | 8ª JORNADA

Chacho-Poirier,“Calma y trabajo”, pedía Chus Mateo en la primera marejada del curso. Semana y media después, y tras un paréntesis de siete días por las Ventanas FIBA, el Madrid le regaló a su afición una actuación muy convincente frente al Alba Berlín del jogo bonito (90-72). El ritmo elevado no achantó a los blancos, que recogían el guante mientras echaban el lazo a su adversario. Gran irrupción del canterano Eli Ndiaye, un torbellino en el segundo cuarto, y magnífico entendimiento entre Sergio Rodríguez y Vincent Poirier tras un inicio de curso de ambos poco boyante. El Chacho recuperó su chistera (10 asistencias sin ninguna pérdida más 13 puntos de propina en 18:29) y el pívot francés se aprovechó de los pases y de los espacios (19+7 rebotes para 28 de valoración). Al inicio del tercer periodo, la bandera blanca la portaba el Alba: 61-37. conexión letal

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*